Noticias

Los Ministros de Australia, el Japón y Singapur, países coorganizadores de las negociaciones sobre el comercio electrónico celebradas en la OMC, se han felicitado de los buenos resultados alcanzados por los participantes en el marco de la iniciativa. En una declaración publicada el 13 de junio, durante la Duodécima Conferencia Ministerial de la OMC, subrayaron la importacia de la elaboración de normas mundiales sobre el comercio electrónico y, junto con Suiza, pusieron en marcha el Marco de Creación de Capacidad sobre el Comercio Electrónico para reforzar la inclusión digital y ayudar a los países en desarrollo y a los países menos adelantados a aprovechar las oportunidades que brinda el comercio digital.

Los Ministros destacaron el compromiso de los participantes de llegar a un acuerdo sobre un conjunto de normas mundiales para el comercio digital lo más rápidamente posible y de asegurar que esas normas ayuden a los países en desarrollo y a los países menos adelantados a aprovechar las oportunidades que brinda la economía digital.

En su declaración, los Ministros reconocieron los obstáculos a que hacen frente los países en desarrollo y menos adelantados que tratan de beneficiarse de la economía digital. Dijeron que el Marco de Creación de Capacidad sobre el Comercio Electrónico ayudará a estos países a abordar mejor esos obstáculos y aprovechar los beneficios del comercio digital.

El Marco ofrecerá una amplia gama de actividades de asistencia técnica, formación y creación de capacidad para apoyar la participación de los países en las negociaciones sobre el comercio electrónico,  incluso mediante un nuevo Fondo de Asesoramiento Digital y Asistencia al Comercio, al que aportan financiación Australia y Suiza, y del apoyo a la creación de capacidad digital que prestan el Japón, a través del Organismo de Cooperación Internacional del Japón (JICA) y de la Organización de Comercio Exterior del Japón (JETRO), y Singapur, a través del Programa de Singapur-OMC de Capacitación de Terceros Países.

Los coorganizadores subrayaron que la inclusión sigue siendo un principio importante en las negociaciones, como pone de manifiesto la labor inclusiva y transparente del Grupo, que está abierto a todos los Miembros.

Los coorganizadores señalaron que 105 asociaciones comerciales de todo el mundo han pedido que se mantenga la moratoria multilateral sobre la imposición de derechos de aduana a las transmisiones electrónicas. Dijeron que es fundamental que la iniciativa dé carácter permanente a esta práctica entre los participantes en las negociaciones.

Los Ministros afirmaron que están decididos a concluir oportunamente las negociaciones, y los coorganizadores distribuirán un texto de negociación refundido revisado a finales de 2022.

En la actualidad, participan en las negociaciones sobre el comercio electrónico 86 Miembros de la OMC, que representan más del 90% del comercio mundial.

La declaración completa puede consultarse aquí.

BID Lab, el laboratorio de innovación del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), hace una convocatoria para encontrar soluciones innovadoras que hagan uso de los tokens digitales para impulsar la conservación de la biodiversidad y favorecer la acción climática. La Convocatoria de innovación Tokens digitales para la biodiversidad cuenta con la colaboración del Laboratorio de Capital Natural, la ventanilla única del Grupo BID para impulsar la innovación financiera en capital natural, y con el apoyo de LACChain, la alianza global liderada por BID Lab para el desarrollo de blockchain en América Latina y el Caribe (ALC).

Los tokens digitales, criptoactivos o activos puramente digitales pueden convertirse en amplificadores de acciones que detengan y reviertan la pérdida de biodiversidad y promuevan soluciones respetuosas con la naturaleza. Sin embargo, las posibilidades de estos instrumentos en este campo apenas han sido exploradas a nivel global y mínimamente en ALC, una región que posee el 40% de la diversidad biológica mundial, el 30% del agua potable disponible en la tierra y casi el 50% de los bosques tropicales del mundo.

BID Lab, plenamente alineado con el impulso de acciones contra el cambio climático establecido por la Visión 2025 del Grupo BID, lanza esta convocatoria para explorar las posibilidades de los tokens digitales y la dirige a startups, pymes, fundaciones, organizaciones sin ánimo de lucro, corporaciones, universidades, think tanks, agencias públicas de innovación, aceleradoras y otras organizaciones con experiencia en la temática con modelos listos para ser implementados, debidamente registradas y ubicadas en alguno de los 26 países prestatarios del BID. Podrán asimismo participar organizaciones procedentes de los países no prestatarios si lo hacen en asociación con alguno de los anteriores.

Se espera recibir propuestas que promuevan la conservación y/o regeneración de la biodiversidad con una solución novedosa, de naturaleza innovadora y que haga un uso apropiado de la tecnología prestando especial consideración al contexto, la inclusión social y económica de las poblaciones pobres y vulnerables, así como a la participación y liderazgo de las comunidades locales en la conservación y gestión de los recursos naturales. Una segunda vía de la convocatoria busca soluciones que permitan sensibilizar y crear redes de actores que trabajan en la industria tecnológica en el campo de la biodiversidad, al igual que favorecer protocolos de gobernanza inclusivos y vinculantes para este campo de aplicación, incluidos los sistemas de monitoreo.

La convocatoria estará abierta hasta el 12 de agosto de 2022. Las propuestas seleccionadas serán anunciadas durante el mes de septiembre de 2022 y podrán recibir financiación para desarrollar sus proyectos en alguno de los 26 países indicados.  Además serán incluidos en la red de innovadores globales de BID Lab para el intercambio de conocimientos, experiencias y mejores prácticas y para la creación de contactos en eventos organizados por el Grupo BID y sus socios.

Para más información sobre la presente convocatoria haga clic en el siguiente enlace: https://convocatorias.iadb.org/es/bid-lab/tokens-digitales-para-la-biodiversidad

En este documento de investigación, pretendemos calcular los ingresos tributarios que obtendrán (o perderán) los Estados miembros del South Centre y la Unión Africana con arreglo a los regímenes del Importe A y del Artículo 12B. En nuestro análisis hemos recurrido a fuentes de información disponibles para el personal investigador del sector privado, aunque no ha conllevado el examen de ninguno de los datos que los contribuyentes proporcionan a las autoridades fiscales. Nuestra investigación demuestra que los efectos comparativos en los ingresos obtenidos con los regímenes fiscales del Importe A y el Artículo 12B dependen en gran medida de a) los detalles de diseño del régimen del Artículo 12B; b) si el país es sede de empresas multinacionales que puedan estar dentro del ámbito de aplicación de los regímenes fiscales del Importe A o del Artículo 12B; y c) la desgravación a partir de la doble tributación, de haberla, que conceda el país a los contribuyentes nacionales sujetos al pago de tributos en virtud del régimen del Importe A o del Artículo 12B.

Download the research

El Presidente Claver-Carone y el Ministro de Economía de Panamá firman contrato de preéstamo pour US $60 millones.

El Gobierno de Panamá y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) firmaron una operación por US$60 millones para impulsar la transformación digital de la gestión y de los servicios públicos en el país.

El Ministro de Economía de Panamá, Héctor Alexander, y el Presidente del BID, Mauricio Claver-Carone, firmaron el contrato del préstamo “Panamá Digital”, cuyo objetivo es aumentar la eficiencia en la prestación de trámites y servicios, teniendo en cuenta la mejora de la ciberseguridad, la protección de datos, la reducción de costos en interacciones con la administración pública, así como una adecuada gestión de datos. La operación, además, priorizará a las poblaciones más vulnerables, especialmente a las mujeres indígenas.

Durante el acto de firma, el Presidente Claver-Carone señaló que “El BID está totalmente comprometido con la transformación digital de Panamá. Esta transformación hacia una economía digital contribuirá al desarrollo sostenible del país, mejorará su competitividad y ayudará a crear más y mejores empleos”.

El acto se llevó a cabo posteriormente a la reunión bilateral que sostuvo el Presidente Claver-Carone con el Presidente de Panamá, Laurentino Cortizo, en la que reiteró el interés del BID de continuar apoyando el crecimiento económico de Panamá, así como el fortalecimiento de su gestión fiscal y su inserción en las cadenas regionales de valor.

“Panamá Digital” da continuidad al trabajo iniciado en el 2016 a través de la operación “Panamá en Línea”, con la que el BID está apoyando al país en poner a disposición de los ciudadanos y empresas alrededor de 400 trámites en línea a nivel nacional, incluido el registro de vacunación contra el COVID-19. Asimismo, se implementaron herramientas digitales de gestión financiera en 68 municipios para incrementar la eficiencia y la transparencia en la gestión de los recursos públicos.

Por su parte, el Ministro Alexander, señaló: “Este programa tiene un importante impacto en el desarrollo económico del país, ya que permite digitalizar los procesos de tramitación institucional e interinstitucional, de manera tal, que el sector privado pueda reducir los tiempos y costos de sus trámites; tanto a nivel de empresas, ciudadanos y el Estado. Por otra parte, la gestión del Gobierno a través de este proceso de digitalización, logra una mejor y más rápida recuperación de ingresos, ya que, al reducir los tiempos de tramitación, redunda en la agilización del cobro de los impuestos, la transparencia y la recuperación económica y por otro lado, en la mejora de la misma calidad del gasto.”

Con la firma de este contrato, el BID financiará el diseño, la construcción y la puesta en marcha de la sede del HUB de Innovación Digital Gubernamental, que albergará las áreas técnicas vinculadas con el proceso de transformación digital y seguridad cibernética.

En formación de talento digital, el financiamiento del BID apoyará un programa piloto de plan de carrera TIC, con enfoque de género y diversidad en tres entidades públicas, así como el desarrollo de habilidades TIC centradas en el empoderamiento económico de mujeres indígenas con potencial de adaptación a otros colectivos. El proyecto también financiará estructuras móviles para actividades de formación en competencias, trámites digitales y habilidades TIC con perspectiva de género, para llegar a zonas con mayor presencia de poblaciones vulnerables.

Con estos recursos, se implementarán mejoras al Portal Único del Ciudadano, integrando más entidades públicas. Además, se brindará apoyo en el diseño y puesta en marcha de una Estrategia Nacional de Datos, y la capacitación en tecnologías de la información y la comunicación (TIC), y en ciberseguridad en la administración pública.

Esta operación se encuentra alineada con​​​​​ Visión 2025, la hoja de ruta del BID para lograr la recuperación y el crecimiento sostenible e inclusivo de América Latina y el Caribe mediante la inversión en áreas que incluyen la digitalización, equidad de género y cambio climático. También se alinea con la Estrategia del Grupo BID con Panamá para el período 2021–2024, donde la transformación digital de la administración pública figura como área prioritaria.

Acerca del BID 
El Banco Interamericano de Desarrollo tiene como misión mejorar vidas. Fundado en 1959, el BID es una de las principales fuentes de financiamiento a largo plazo para el desarrollo económico, social e institucional de América Latina y el Caribe. El BID también realiza proyectos de investigación de vanguardia y ofrece asesoría sobre políticas, asistencia técnica y capacitación a clientes públicos y privados en toda la región.

El proyecto incluye una fuente innovadora de financiación en el comercio electrónico a través de un tramo mezzanine

BID Invest y Blue Like an Orange otorgaron un paquete de financiamiento de US$22 millones a Merqueo, el líder en el mercado de distribución integral en línea de alimentos en América Latina, con operaciones en México, Colombia y, más recientemente, en Brasil. Esto incluye un tramo mezzanine de US$4 millones de BID Invest y US$18 millones movilizados de Blue like an Orange Sustainable Capital. Los ingresos ayudarán a Merqueo a expandirse en Brasil y mejorar su plataforma tecnológica.

El financiamiento fomentará el crecimiento de la cadena de suministro minorista y la creación de empleo, ya que se espera que Merqueo fortalezca y aumente la solidez de su cadena de suministro. La empresa incrementará las compras a proveedores nacionales en Brasil, donde el 80% son micro, pequeñas y medianas empresas (mipymes). También impulsará la creación de empleo, con planes de contratar a más de 2.000 trabajadores para 2025.

BID Invest también ofrecerá servicios de asesoría para desarrollar una estrategia de sostenibilidad sólida y factible para identificar, gestionar y medir mejor los aspectos ambientales, sociales y de gobernanza (ASG) en sus operaciones en Brasil, Colombia y México.

La transacción se basa en los continuos esfuerzos de BID Invest para promover fuentes alternativas de financiamiento para sectores económicos estratégicamente importantes. La inversión respalda la estrategia de BID Invest para impulsar la innovación, la economía digital y la disrupción tecnológica de los negocios tradicionales, como el comercio minorista, para aumentar la eficiencia y beneficiar a los consumidores.

El financiamiento complementa otra serie de inversiones en Merqueo, incluida una realizada en 2021 cuando BID Invest se convirtió en accionista de la empresa y apoyó su lanzamiento en México. Además, este es el quinto acuerdo conjunto entre Blue like an Orange Sustainable Capital y BID Invest, como parte de un acuerdo marco de cofinanciamiento para catalizar inversiones con alto impacto de desarrollo en la región.

Se espera que el acuerdo contribuya a cinco Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas: Trabajo decente y crecimiento económico (ODS 8), Industria, innovación e infraestructura (ODS 9), Reducción de las desigualdades (ODS 10) Producción y consumo responsables (ODS 12), y Alianza para lograr los objetivos (ODS 17).

Sobre BID Invest

BID Invest es un banco multilateral de desarrollo comprometido a promover el desarrollo económico de sus países miembros en América Latina y el Caribe a través del sector privado. BID Invest financia empresas y proyectos sostenibles para que alcancen resultados financieros y maximicen el desarrollo económico, social y medio ambiental en la región. Con una cartera de US$14.800 millones en activos bajo administración y 376 clientes en 25 países, BID Invest provee soluciones financieras innovadoras y servicios de asesoría que responden a las necesidades de sus clientes en una variedad de sectores

Sobre Merqueo

Merqueo está construyendo la red logística de tiendas oscuras más grande de América Latina para entregar comestibles de manera más rápida y económica. Su catálogo abarca hasta 10.000 productos que incluyen frutas y verduras frescas, productos importados, licores, artículos para el hogar, artículos para el cuidado personal y más. Actualmente, la empresa opera en México, Colombia y Brasil.

Sobre Blue like an Orange Sustainable Capital

Blue like an Orange Sustainable Capital busca oportunidades para otorgar préstamos a empresas y proyectos que brinden fuertes rendimientos ajustados al riesgo y un impacto social positivo en apoyo de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU.

nforme se basa en encuesta inédita a más de 200 empresas de transporte y casi 100 lideres de todo el mundo.

América Latina y el Caribe (ALC) está rezagada en los esfuerzos para incluir más tecnologías digitales en el transporte, lo que destaca una gran oportunidad para impulsar la economía en un sector clave de la región, según concluye un estudio del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

A pesar de los esfuerzos de algunos gobiernos de la región para una mejor política pública de transformación digital en transporte, un 40% de las agencias públicas del sector de transporte tienen pendiente elaborar una estrategia de transformación digital, mientras que para el sector privado la cifra es de 27%.

Esta es una de las grandes conclusiones de la investigación Impulsando la transformación digital del transporte en América Latina y el Caribe, realizada por el BID entre 2021 y 2022, para la cual se revisaron alrededor de 300 documentos públicos, privados y académicos, y se realizaron encuestas a 223 empresarios del sector transporte en la región y 96 entrevistas a líderes de todo el mundo.

El estudio realizado en conjunto con el Instituto de Columbia para la Tele-información, encontró que dos de cada tres organizaciones ya tienen una estrategia de transformación digital, mientras que en 2019 apenas tenían conocimiento del tema. Sin embargo, 43% de los encuestados reconocen estar rezagados o muy rezagados frente al promedio de América Latina y el Caribe. Esta cifra asciende al 67% cuando se comparan con países líderes a nivel mundial.

Como estipulado en la Visión 2025 del Grupo BID, la transformación digital presenta una oportunidad única para trabajar en conjunto desde los sectores públicos y privados de transporte, y lograr la recuperación económica inclusiva y sostenible.

Cómo alcanzar esta transformación

  • El estudio recomienda que, desde las agencias públicas, generar estrategias de transformación digital para el transporte y sus diferentes modos, contando con la participación del sector privado en su elaboración e implementación.
  • El estudio también recomienda trabajar en proyectos demostrativos de los beneficios de la transformación digital, a fin de superar la resistencia al cambio, fomentar la colaboración público-privada y preparar las políticas para el despliegue a gran escala de nuevas tecnologías como vehículos eléctricos y autónomos, Internet de las Cosas e inteligencia artificial.
  • Asimismo, el estudio identifica la necesidad de capacitar al recurso humano. El estudio reveló la necesidad de profesionales con experiencia en el manejo de tecnologías digitales avanzadas.

Una hoja de ruta hacia la transformación digital del sector

El BID recomienda aunar esfuerzos desde las políticas públicas para incentivar la transformación digital del transporte, a su vez que se catalizan estas transformaciones para reducir las emisiones del sector de manera a abordar el cambio climático.

En efecto, se estima que para 2025 la inteligencia artificial y las tecnologías para la reducción de emisiones seguirán cobrando importancia. Si bien la región se encuentra en una primera fase de la transformación digital, es fundamental considerar mayores inversiones para apalancar los beneficios de las nuevas tecnologías en materia de competitividad y sostenibilidad.

Como mencionado, la modernización digital del sector demanda un mayor esfuerzo, compromiso y cooperación de los gobiernos, empresas y de la academia, para tomar acciones que contribuyan a la construcción de futuros prósperos y sostenibles.

Para ello, será necesario impulsar un cambio cultural y de capacidades en las instituciones públicas, y fomentar alianzas con las instituciones nacionales, regionales y locales, crear incentivos a la inversión tecnológica, o fortalecerlos en los países que ya se tienen, y abrir espacios para buscar alternativas conjuntas que permitan avanzar.

Sobre el estudio 

Impulsando la transformación digital del transporte en América Latina y el Caribe ha sido posible gracias a la colaboración del BID, junto con Foro Económico Mundial (FEM), de la Asociación Americana de Autoridades Portuaria (AAPA), la Asociación Latinoamericana de Transporte Aéreo (ALTA), la Comisión Latinoamericana de Aviación Civil (CLAC), la Unión Internacional de Transporte por Carretera (IRU, por sus siglas en inglés), Intel, y Microsoft.

El estudio será presentado este 12 de mayo en la primera edición del Diálogo Regional de Políticas de Transporte enfocado en la transformación digital: Oportunidad para la recuperación económica inclusiva y sostenible, de a 10:00am a 1:00pm (EDT Time).

Sobre el BID

El Banco Interamericano de Desarrollo tiene como misión mejorar vidas. Fundado en 1959, el BID es una de las principales fuentes de financiamiento a largo plazo para el desarrollo económico, social e institucional de América Latina y el Caribe. El BID también realiza proyectos de investigación de vanguardia y ofrece asesoría sobre políticas, asistencia técnica y capacitación a clientes públicos y privados en toda la región.

El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y Oracle America, Inc., firmaron un acuerdo para formalizar y profundizar la colaboración entre sus instituciones, con un enfoque en el aprovechamiento de la digitalización como herramienta para el desarrollo sostenible.

El Banco Interamericano de Desarrollo y Oracle America, Inc. firmaron un Memorando de Entendimiento (MOU) para formalizar su intención de colaborar y promover conjuntamente iniciativas y proyectos a través de los cuales la tecnología puede ayudar a impulsar el desarrollo sostenible en América Latina y el Caribe (ALC).

En el memorando de entendimiento recientemente firmado, ambas instituciones declararon unir fuerzas para colaborar para impulsar el progreso social, la recuperación económica, la infraestructura y la salud, con un enfoque en áreas relacionadas como la justicia, la educación, la recaudación de impuestos, la infraestructura tecnológica y la ciberseguridad. En última instancia, los socios aprovecharán la experiencia tecnológica y las capacidades innovadoras de Oracle, así como el profundo conocimiento del BID sobre el desarrollo y los países de ALC, para aprovechar la tecnología como una fuerza para el bien en toda la región.

El Memorando de Entendimiento también esboza sus intenciones de colaborar a través de conferencias, talleres, cursos de formación y materiales destinados al fortalecimiento institucional y la creación de capacidad. Estos esfuerzos buscan enfocarse en desarrollar el conocimiento y las habilidades técnicas de los formuladores de políticas de ALC, líderes corporativos y funcionarios públicos y privados en los sectores descritos anteriormente.

«En el BID, reconocemos que las empresas más disruptivas e innovadoras del mundo son socios esenciales en nuestro viaje para impulsar el crecimiento y el desarrollo sostenible en América Latina y el Caribe. Es por eso que estamos encantados de anunciar esta nueva alianza con Oracle, un gigante tecnológico que comparte nuestra visión de una recuperación liderada por el sector privado en nuestros países. Juntos, trabajaremos para aprovechar la tecnología y la digitalización como herramientas para mejorar vidas», comentó el presidente del BID, Mauricio-Claver Carone.

«Para Oracle Latinoamérica, la firma del acuerdo con el BID reafirma el compromiso que tenemos como empresa con el desarrollo social y económico de la región. Creemos profundamente que como empresa tenemos la responsabilidad de utilizar nuestros talentos y recursos en beneficio de las comunidades donde operamos, por lo tanto, para Oracle este es un hito que nos permitirá en el corto plazo seguir impactando positivamente la vida de las personas,» agregó Luiz Meisler, Vicepresidente Ejecutivo de Oracle Latinoamérica.

Esta nueva alianza apoya la Visión 2025: Reinvertir en las Américas, la agenda del BID para impulsar el crecimiento económico e inclusivo en ALC con un enfoque en cinco áreas prioritarias, incluida la economía digital. La colaboración ha evolucionado en el marco de la Coalición de Socios del Sector Privado para el futuro de América Latina y el Caribe del BID, una alianza liderada por el BID de más de 160 empresas que desbloquea los recursos y capacidades únicos del sector privado para impulsar la recuperación en la región en línea con la Visión 2025.

Acerca de Oracle

Oracle ofrece conjuntos integrados de aplicaciones además de una infraestructura segura y autónoma en Oracle Cloud. Para obtener más información sobre Oracle (NYSE: ORCL), visítenos en www.oracle.com.

Acerca del BID

El Banco Interamericano de Desarrollo es una de las principales fuentes de financiamiento a largo plazo para proyectos económicos, sociales e institucionales en América Latina y el Caribe. Además de préstamos, donaciones y garantías crediticias, el BID lleva a cabo proyectos de investigación de vanguardia para brindar soluciones innovadoras y sostenibles a los problemas más urgentes de su región. Creado en 1959 para ayudar a acelerar el progreso en sus países miembros en desarrollo, el BID trabaja todos los días para mejorar vidas.

  • ercera edición del estudio del BID, BID Invest y Finnovista destaca el auge del ecosistema fintech de América Latina y el Caribe, que creció un 112 por ciento entre 2018 y 2021.
  • La pandemia del COVID-19 impulsó la digitalización de numerosas actividades y también aceleró la adopción y la consolidación de las finanzas digitales desde las plataformas fintech en la región.
  • Además del segmento de Pagos y Préstamos, el más importante en la región, destacan otros emergentes, como Plataformas de Tecnologías Empresariales para Instituciones Financieras, Bancos Digitales o Seguros (insurtech).

El ecosistema fintech en América Latina y el Caribe ha experimentado un rápido crecimiento y se ha consolidado como un actor clave para responder a las demandas y necesidades de los consumidores financieros de la región, de acuerdo con la tercera edición del informe Fintech en América Latina y el Caribe: un ecosistema consolidado para la recuperación, publicado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), BID Invest y Finnovista.

El número de plataformas Fintech alcanzó 2.482 en 2021, lo que representa un crecimiento del 112 por ciento entre 2018 y 2021. Además, casi una cuarta parte de las fintech a nivel mundial, un 22,6 por ciento, son latinoamericanas y caribeñas. La concentración en el número de plataformas cambió poco frente a la publicación anterior y sigue siendo liderada por Brasil (31 por ciento del total), seguido por México (21 por ciento), Colombia (11 por ciento), Argentina (11 por ciento) y Chile (7 por ciento).

Emprendimientos fintech en América Latina y el Caribe 2017-2021

Fuente:  Elaboración propia a partir de la base histórica de datos de Finnovista (2021).

El crecimiento fue impulsado por una creciente demanda de servicios financieros que no están siendo cubiertos por el sector financiero tradicional, un aumento de la demanda por servicios financieros digitales causadas por la pandemia del COVID-19 y cambios regulatorios que aumentaron la transparencia y la seguridad para los inversores en estas plataformas, de acuerdo con el estudio.

“El estudio demuestra que el ecosistema fintech se están convirtiendo en una pieza clave para promover una mayor inclusión financiera,” dice Juan Antonio Ketterer, jefe de la División de Conectividad, Mercados y Finanzas en el BID.

“Desde el BID estamos comprometidos en apoyar el desarrollo de este sector, pues creemos que las fintech ofrecen un gran potencial para expandir el crédito para sectores como las micro, pequeñas y medianas empresas y segmentos de poblaciones comúnmente excluidas, como las mujeres. Esperamos que este estudio sirva de insumo para promover un ecosistema en donde las fintech sigan creciendo y potenciándose para apoyar el desarrollo sostenible de América Latina y el Caribe”, manifiesta Ketterer.

Detrás de los principales mercados, hay seis países que abarcan el 14 por ciento del total de las empresas fintech de la región, cuyo ecosistema aún es emergente pero que experimenta tasas de crecimiento importantes. Perú se sitúa como líder de este grupo, seguido de Ecuador y República Dominicana, en términos de número de emprendimientos fintech actualmente activos.

Segmentos más importantes

El estudio también ofrece un análisis de los segmentos más importantes en los últimos tres años en la región. Aunque el segmento de Pagos y Remesas sigue siendo de mayor peso, representando 25% del mercado, impulsado por recientes desarrollos regulatorios en Brasil y México, el estudio destaca que los segmentos de Préstamos Digitales (19 por ciento) y crowdfunding (5,5 por ciento) están empezando a ser mayoría en la región. A estos segmentos le siguen las Plataformas de Tecnologías Empresariales para Instituciones Financieras (15 por ciento), Gestión de Finanzas Empresariales (11 por ciento), entre otros.

Otros datos clave del estudio, incluyen:

  • El número de plataformas fintech que ofrecen servicios bancarios digitales, principalmente a través de aplicaciones móviles, pasó de 28 en 2018 a 60 en 2021.
  • El 36 por ciento de las startup fintech encuestadas presentan soluciones que implican a los segmentos de población total o parcialmente excluidos del sistema financiero formal.
  • Los resultados de la encuesta realizada por el BID y Finnovista muestran un aumento en el promedio de iniciativas fintech que cuentan con una mujer en el equipo fundador. Desde el último informe, el promedio de fintech con una mujer fundadora o cofundadora en la región creció del 35 por ciento en 2018 al 40 por ciento en 2020.
  • El incremento en la adopción de tecnología móvil ha detonado el surgimiento de plataformas insurtech que, directamente, ofrecen productos de seguros de acuerdo con las necesidades de los usuarios. El 73 por ciento de los emprendimientos identificados en 2020 operando activamente en América Latina ofrecen productos de seguros. En 2018 esta proporción era de 60 por ciento.

Avances regulatorios

El informe (que se puede descargar aquí) también enumera los retos en materia de políticas públicas que se han venido superando en la región. Para ello, el informe incluye por primera vez un resumen de la regulación fintech en la región y muestra la adopción de innovaciones regulatorias: la puesta en marcha de sandbox regulatorios y hub de innovación, que han abierto espacios de prueba o diálogo en países como Bahamas, Brasil, Colombia, Costa Rica, Guatemala, El Salvador y República Dominicana. Asimismo, destacan avances regulatorios como el avance en crowdfunding en Brasil, Colombia, Ecuador, México o Perú, y la habilitación de finanzas abiertas en Brasil y México.

Inversión

“Aun cuando las perspectivas de recuperación para América Latina no son aún muy claras, el sector fintech vive en estos momentos una etapa que podría categorizarse de exuberancia. Este sentimiento se ve reflejado por la inversión disponible para emprendimientos, ya sea en forma de deuda o de capital, que ha seguido una trayectoria creciente durante un periodo donde las propuestas de valor ofrecidas por las fintech han sido todavía más relevantes”, señala Andrés Fontao, managing partner en Finnovista.

La inversión en Fintech en la región, durante 2021, lideró el número de inversiones de venture capital y acaparó el 39% del monto invertido en la región en 2021.

Sobre el estudio

Fintech en América Latina y el Caribe: un ecosistema consolidado para la recuperación ha sido posible gracias a la colaboración de BID, junto con BID Invest y Finnovista, países y aliados estratégicos en la región, que, desde 2016, han publicado informes que generan un enorme interés entre las comunidades que componen el ecosistema fintech. Estos informes se han constituido como una de las principales fuentes de información sobre este sector y apoyan la estrategia Visión 2025 del BID de impulsar el desarrollo de las PYMES y la promoción de una mayor equidad de género en sus países miembros.

Acerca del BID

El Banco Interamericano de Desarrollo tiene como misión mejorar vidas. Fundado en 1959, el BID es una de las principales fuentes de financiamiento a largo plazo para el desarrollo económico, social e institucional de América Latina y el Caribe. El BID también realiza proyectos de investigación de vanguardia y ofrece asesoría sobre políticas, asistencia técnica y capacitación a clientes públicos y privados en toda la región.

Sobre BID Invest

BID Invest es un banco multilateral de desarrollo comprometido a promover el desarrollo económico de sus países miembros en América Latina y el Caribe a través del sector privado. BID Invest financia empresas y proyectos sostenibles para que alcancen resultados financieros y maximicen el desarrollo económico, social y medio ambiental en la región. Con una cartera de US$14.800 millones en activos bajo administración y 376 clientes en 25 países, BID Invest provee soluciones financieras innovadoras y servicios de asesoría que responden a las necesidades de sus clientes en una variedad de sectores.

Acerca de Finnovista

Finnovista es una empresa de innovación y capital de riesgo impulsada por el ecosistema Fintech, que ayuda a transformar las finanzas y los seguros para crear un mundo mejor. Finnovista conecta y facilita el ecosistema Fintech en América Latina, para hacer posible la transformación de la industria financiera. A través de la conferencia FINNOSUMMIT, lideramos la comunidad Fintech más grande de América Latina, con más de 30,000 emprendedores, inversores y ejecutivos de la industria. También hacemos público nuestro conocimiento del ecosistema Fintech y publicamos estudios sobre las innovaciones en Fintech e Insurtech.

La Oficina del Enviado del Secretario General para la Tecnología y la UIT piden un acceso rápido y asequible a la tecnología digital para todos

​La Oficina del Enviado del Secretario General de las Naciones Unidas para la Tecnología y la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) han anunciado un nuevo conjunto de metas de las Naciones Unidas destinadas a lograr la conectividad digital universal y efectiva para 2030.

Las 15 metas deseables, elaboradas en el marco de los trabajos del Grupo de la Mesa redonda de la Hoja de ruta para la cooperación digital del Secretario General, copresidido por la UIT y el UNICEF, dan prioridad a la universalidad, la tecnología y la asequibilidad para garantizar que todos puedan beneficiarse plenamente de la conectividad. En la Hoja de ruta se pedía que se establecieran una referencia y unos objetivos de conectividad para contribuir a un mundo digital más seguro y equitativo y a un futuro más brillante y próspero para todos.

«La conectividad universal por sí sola no es suficiente para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible y garantizar que cada persona tenga un acceso seguro y asequible a Internet para 2030», declaró el Secretario General de la UIT, Houlin Zhao. «Estas metas ayudarán a los países a orientar sus esfuerzos para garantizar eficazmente que cumplimos nuestro objetivo de conectividad universal y efectiva para el final de la década».

La conectividad universal y efectiva supone la posibilidad de que todo el mundo disfrute de una experiencia en línea segura, satisfactoria, enriquecedora, productiva y asequible.

La Subsecretaria General de las Naciones Unidas y Enviada del Secretario General para la Tecnología en funciones, Maria-Francesca Spatolisano, afirmó: «Al establecer metas claras, nos fijamos objetivos y aspiraciones para trabajar, especialmente en esta Década de Acción sobre los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Aunque es cierto que estos indicadores podrán precisarse aún más, a medida que evolucionen las expectativas y cambie el mundo; es importante que demos un paso audaz ahora para establecer un entendimiento básico de cómo debería ser la conectividad universal efectiva, especialmente en el marco de nuestros esfuerzos en relación con el Pacto Digital Global del próximo año».

Desbloquear la transformación digital sostenible

Las metas reflejan el espíritu y las ambiciones de los ODS, la Hoja de ruta del Secretario General de las Naciones Unidas para la cooperación digital y la Agenda Conectar 2030 de la UIT, estableciendo valores específicos para lograr el objetivo de cada área de acción medida. También pretenden ser una contribución al próximo Pacto Digital Global, como se propone en el informe Nuestra Agenda Común del Secretario General de las Naciones Unidas.

Las nuevas metas están pensadas para ayudar a los países y a las partes interesadas a determinar las prioridades de las intervenciones, supervisar los progresos, evaluar la eficacia de las políticas y galvanizar los esfuerzos en torno a la consecución de una conectividad universal y efectiva para 2030.

“Una conectividad efectiva es fundamental para lograr la transformación digital», declaró Doreen Bogdan-Martin, Directora de la Oficina de Desarrollo de las Telecomunicaciones de la UIT. «Entre los 4 900 millones de usuarios actuales de Internet, muchos tienen que limitar su uso porque la conectividad es poco fiable, demasiado lenta o demasiado cara; comparten un dispositivo; o no pueden aprovechar al máximo sus dispositivos y servicios por falta de conocimientos digitales. La UIT se ha comprometido a trabajar con todas las partes interesadas, por medio de todos los esfuerzos de conectividad, incluida nuestra iniciativa Giga en asociación con el UNICEF para conectar todas las escuelas a Internet, y aprovechando nuestra recién lanzada Coalición Digital Partner2Connect, para garantizar que estas metas no sean sólo una aspiración, sino que sean alcanzables».

Áreas de actuación clave

Las metas de conectividad efectiva proporcionan referencias concretas en relación con el progreso global sostenible e inclusivo en áreas de actuación específicas.

Universalidad:

En el mundo de 2030 que se anticipa en este plan, todas las personas de 15 años o más utilizarán Internet, todos los hogares tendrán acceso a Internet, todas las empresas utilizarán Internet y todas las escuelas estarán conectadas, mientras que el 100% de la población estará cubierta por las redes móviles más modernas y todas las personas de 15 años o más poseerán un teléfono móvil.

Entre esas personas, más del 70% poseería cualificaciones digitales básicas (como ser capaz de enviar correos electrónicos) y más del 50% tendría calificaciones digitales intermedias (como instalar nuevos programas o aplicaciones).

Otro objetivo de universalidad es la paridad digital de género, con igual proporción de mujeres y de hombres que utilicen Internet, posean y utilicen teléfonos móviles y posean habilidades digitales.

Tecnología:

Para 2030, todos los abonos a la banda ancha fija deberán ser de 10 megabits por segundo (Mb/s) o más rápidos, cada escuela deberá disfrutar de una velocidad mínima de descarga de 20 Mb/s y de 50 kilobits por segundo (kb/s) disponibles por alumno, y cada escuela deberá tener un mínimo de 200 gigabytes (GB) de datos permitidos.

Asequibilidad:

En 2030, la Internet de banda ancha debería ser asequible para todos, y cumplir la meta de asequibilidad de la Comisión de la Banda Ancha de las Naciones Unidas, según la cual el coste de un abono a la banda ancha de nivel básico debe ser inferior al 2% de la renta nacional bruta mensual per cápita. Una segunda meta de asequibilidad establece que el coste no debe superar el 2% de la renta media del 40% más pobre de la población.

Proceso de consultas

Las metas, junto con los indicadores de referencia previstos, se definieron a través de las consultas con múltiples partes interesadas, dirigidas por la UIT y la Oficina del Enviado del Secretario General de las Naciones Unidas para la Tecnología entre una amplia gama de partes interesadas en el desarrollo digital, y como parte del Grupo de la Mesa Redonda de la Hoja de Ruta del Secretario General de las Naciones Unidas sobre la Conectividad Mundial, que está copresidida por la UIT y el UNICEF.

En la publicación Global Connectivity Report 2022, que se presentará en junio en la Conferencia Mundial de Desarrollo de las Telecomunicaciones (CMDT) de la UIT, se hará una primera evaluación de la situación actual del mundo en relación con las citadas metas.

Recursos e información sobre antecedentes:

Fotos y vídeos:
Infografía
Vídeo
Trello

Únase a la conversación en las redes sociales utilizando las etiquetas:
#DigitalTransformation, #MeaningfulConnectivity, and #DigitalCooperation

Por favor, etiquete @ITU & @UNTechEnvoy en los medios sociales

Para más información, visite la página web: www.itu.int/umc2030

Para más información sobre la Hoja de Ruta del Secretario General para la cooperación digital, visite la página: https://www.un.org/es/content/digital-cooperation-roadmap/

La rápida respuesta mundial al brote de la pandemia de COVID-19 muestra cómo la actividad innovadora puede adaptarse rápidamente a los cambios de prioridades; se necesita una reacción similar para abordar urgentemente el cambio climático, según el Informe mundial de la OMPI sobre la propiedad intelectual, en el que se analiza el complejo conjunto de decisiones que dirigen el desarrollo de las innovaciones que transforman la vida.

En el informe presentado hoy se concluye que la innovación humana no conoce frenos, pero sus resultados no siempre son previsibles: la dirección de la innovación es resultado de múltiples acciones realizadas por empresarios, investigadores, consumidores y encargados de la adopción de políticas, y las necesidades de la sociedad pueden cambiar con rapidez, como fue el caso durante la veloz difusión de la COVID-19 que dio lugar a la pandemia.

 

Con el inicio de la pandemia, las personas innovadoras se reorientaron hacia la nueva realidad del trabajo a distancia, la supresión de la demanda de una serie de servicios y, sobre todo, la necesidad de nuevos productos médicos. Entre ellos se encuentran los antivirales y las vacunas de ARNm, cuyo rápido desarrollo se benefició de una plataforma emergente que fue empleada rápidamente para hacer frente a la COVID-19, gracias a la financiación y demás apoyos de los gobiernos y de una gran variedad de actores del ecosistema de innovación.

Este importante informe nos ayuda a comprender lo que debemos hacer para que el ingenio humano sea aprovechado y dirigido de manera eficiente, para lograr el mayor impacto posible, hacia una serie de desafíos mundiales comunes, en particular el cambio climático,

dijo el Sr. Tang, y añadió que los gobiernos tienen un papel fundamental que desempeñar:

Los gobiernos ocupan una posición privilegiada para promover la innovación, por ejemplo, movilizando recursos, ofreciendo una perspectiva más amplia de las necesidades de la sociedad y, en general, creando los incentivos adecuados y el entorno propicio para promover y aprovechar el potencial humano.

Entre las principales conclusiones del Informe figuran las siguientes:

  1. El informe examina los índices de patentamiento en el último siglo –un período marcado por distintas importantes oleadas de actividad innovadora– y pone de manifiesto que el incremento general se ha multiplicado por 25, lo que corresponde aproximadamente al 3% anual. Ese incremento se ha nutrido de varias tecnologías:
    • La innovación en el sector del transporte se duplicó en tan solo 30 años hasta 1925, en que representó el 28% del total de las patentes, con un índice anual de crecimiento del 21% en ese período.
    • La innovación médica se triplicó con creces en tan solo 30 años hasta 1960, año en el que ese ámbito representó el 7% del total de las patentes, con un índice anual de crecimiento del 5% en ese período.
    • La innovación en el campo de la informática y los ámbitos que la rodean (TIC) se triplicó en 35 años hasta 2000, en que el sector representó el 24% del total de las patentes, con un índice anual de crecimiento del 8% en ese período.
  1. La digitalización es la nueva gran revolución en la innovación: hoy en día está transformando los sectores empresariales, pues cambian quienes innovan, y cambian los tipos y el proceso de innovación.
    • La innovación digital se cuadruplicó en 20 años hasta 2020, año en el que representó el 12% del total de solicitudes de patente, con un índice anual de crecimiento del 13%.
  1. Las nuevas tecnologías pueden aprovecharse para lograr el desarrollo económico a gran escala. En Asia oriental, el Japón, la República de Corea y China han sabido aprovechar su capacidad científica, su capital tecnológico y su competente mano de obra para integrarse plenamente en la economía mundial como núcleo activo participante en las cadenas globales de valor de las TI:
    • En 2020, correspondió a los innovadores del Japón el 25% de las patentes relacionadas con las TIC, en todo el mundo, seguidos por los de la República de Corea con el 18% y China con el 14%.
  1. Desde la sacudida de los precios del petróleo, en 1973, la innovación mundial en tecnologías de baja emisión de carbono ha ido aumentando del 6% anual hasta 2012, pero la innovación ecológica se ha estancado desde entonces.